Nachrichten - News - Noticias
 published: 2009-06-02

¡Como me gustaría estar ahí, arriba!

Se cumplió el deseo que la Mater escucho en mi corazón hacia un año - Un testimonio de vida de Marco González, Paraguay

 

18. Oktober in Tuparenda – Messe: Was wäre ich doch gern dort, da oben!

El 18 de octubre en Tuparenda – Misa  ¡Como me gustaría estar ahí, arriba!

October 18 in Tuparenda – Holy Mass: How I would love to be up there!

18. Oktober in Tuparenda – Messe: Was wäre ich doch gern dort, da oben!

 

 

Die Laternen markieren den Weg zum Heiligtum 

 

Los veleros marcan el camino al Santuario

The lamps show the way to the Shrine

Die Laternen markieren den Weg zum Heiligtum 

 

Die Gruppe “Marias Licht” in Tuparenda

 

Grupo LUZ DE MARIA con el Padre Deo en Tuparenda

The group “Light of Mary” in Tuparenda

Die Gruppe “Marias Licht” in Tuparenda

 

Bei der Arbeit

 

Trabajando

Working

Bei der Arbeit

Fertig!

 

Misión cumplida

Done!

Fertig!

Fotos: Gonzales © 2009

 

 

Fue un 18 de octubre en Tupãrenda. Nuestra tarea como grupo de matrimonios en la fiesta de la Madre y Reina fue colocar los veleros en los camineros, desde la entrada hasta el Santuario de Tupãrenda.

Estábamos trabajando hacia ya más de una hora y media agachados, colocando los veleros, la arena y las velas, para finalmente encenderlas justo antes de la última misa , la de las 20:00 hs. cuando, al levantar la vista observé a lo lejos el altar preparado, maravillosamente adornado con flores, velas, blancos manteles, y la gigantografía de la Mater con el Niño en sus brazos. Un pensamiento me llenó en ese momento: "¡Como quisiera estar ahí, arriba!".

Proseguimos nuestra labor con entusiasmo, cuidando los veleros, reponiendo las velas consumidas y controlando que nadie sufra un accidente… sobre todos los curiosos niños. Al final de la misa, nos reunimos con nuestros hermanos de grupo, Luz de María, y los voluntarios que nos ayudaron a colocar los 800 veleros, felices por la tarea cumplida, tomamos fotografías y compartimos un refrigerio, para despedirnos luego con un ¡Hasta la próxima!

Aceptando la invitación al equipo de liturgia

Unos meses después, Marta, mi esposa recibió la invitación para participar, como matrimonio, del equipo de liturgia de Tupãrenda. En ese momento parecía una tarea imposible de coordinar con nuestras actividades laborales, con el nuevo integrante de la familia, de solo 4 meses…Roque Tobías, y la Guardia de Urgencias en el Dispensario del Santuario un domingo al mes…

Le pedí a Marta que acepte la invitación, fuimos a las reuniones del equipo y nos dimos cuenta que necesitábamos capacitación para esta nueva tarea. Muy pronto, mi esposa comenzó un curso de liturgia los sábados a la mañana, en la arquidiócesis, yo no pude hacer el curso completo pero si, participe de algunos encuentros y del retiro final. Marta me iba poniendo al tanto de las clases, compartiendo lo que aprendía en los textos y con los maestros.

El 18 de octubre de 2007

Al principio, nos asignaron solo… los quintos domingos, acompañando a otro matrimonio mas experimentado. De a poco, le fuimos tomando el pulso, aprendimos a preparar los guiones, que resultaban muy lindos. Poniendo cada uno su grano de arena, es posible llevar a la Mater al corazón de quienes desean llegar a Cristo, por el camino, mas fácil, mas corto y mas seguro.

El 18 de Octubre de 2007, trabajando ya en el equipo de liturgia, se cumplió el deseo que la Mater escucho en mi corazón hacia un año… Yo estaba ahí, adelante, colaborando con las actividades propias de la celebración litúrgica, feliz y realmente emocionado al recordar el pensamiento que había tenido…¡Como me gustaría estar ahí arriba!

 


 

Zurück/Back: [Seitenanfang / Top] [letzte Seite / last page] [Homepage]
Impressum © 2009 Schönstatt-Bewegung in Deutschland, PressOffice Schönstatt, all rights reserved, Mail: Editor /Webmaster
Last Update: 02.06.2009