Nachrichten - News - Noticias
 published: 2009-06-19

"¡Sí, Padre! ¡Achumani está contigo!"

Bendición de la estatua del Padre Kentenich en el Santuario de Achumani, Bolivia

 

Die Statue von Pater Kentenich wird mit großer Freude in Achumaní begrüßt

La estatua del Padre Kentenich, recibida con mucha alegría en Achumaní, Bolivia

The statue of Father Kentenich, welcomed with much joy in Achumaní, Bolivia

Die Statue von Pater Kentenich wird mit großer Freude in Achumaní begrüßt

 

Lieder und Blüten für den Gründer

Cantos y flores para el Padre

Songs and flowers for Father Kentenich

Lieder und Blüten für den Gründer

 
Der langersehnte Augenblick  

Un momento muy esperado

A moment of great joy

Der langersehnte Augenblick

 
Die Schönstattbewegung Frauen und Mütter zusammen mit Besuchern aus Santa Cruz  

La Rama de Madres junto a visitantes de Santa Cruz

The Mothers’ Group together with visitors from Santa Cruz

Die Schönstattbewegung Frauen und Mütter zusammen mit Besuchern aus Santa Cruz

 
Der Künstler Ramiro Luján (links) hat die Statue gestaltet  

El escultor Ramiro Luján (izq.)

The sculptor, Ramiro Luján (left)

Der Künstler Ramiro Luján (links) hat die Statue gestaltet

 
Die Vater-Ecke  

El rincón del Padre

The Father corner

Die Vater-Ecke

Fotos: Lizzie Loetz © 2009

 
 

BOLIVIA, Lizzie Loetz. Al concluir el mes de María en Bolivia, en la fiesta de Pentecostés y en el sexagésimo aniversario de la misión del 31 de Mayo que proclamara el Padre José Kentenich, la familia de Schoenstatt de Bolivia se vistió de gala y estuvo de fiesta: la estatua de un profeta, de un gran educador y por sobre todo "padre", fue bendecida y colocada en el "lugar donde todo florece": Achumani, el Santuario de las alturas del altiplano en el corazón de América. En esa Bolivia de "cumbres, nevados y valles, de la "kantuta" (flor nacional), la del mar ausente, la del lago hermoso, la de amazonías asombrosas y salares infinitos, la Bolivia de gente diversa: blanca, morena, de las altas planicies y del trópico, alegre y tímida. La que tiene más desencuentros que unidades, la rica y pobre, la patria dividida por razas, colores y medias lunas, la que gime por redención…"

La Bolivia que desea, de la mano de María ir descubriendo paso a paso el plan amoroso y paternal del buen Dios, hacer que cobre figura en cada hermano y hacerlo desarrollar plenamente.

Conquista de la imagen del Padre Fundador

La estatua del Padre Kentenich fue conquistada lentamente…En el año 1999 el P. Rafael Fernández sembró una tarea y un desafío en el corazón de las mujeres que conformaban el grupo del Rosario. Posteriormente, y con la fundación de la Rama de Señoras, en noviembre de 2002, el proyecto retomó fuerzas y aparecieron nuevos y decididos instrumentos femeninos que se abocaron a motivar a toda la Familia y finalmente a hacer realidad el anhelo de tener la estatua del Padre en Achumani. Con el decidido entusiasmo de Mónica Méndez, actual jefa de la Rama de Señoras y una buena comisión encargada, se inició una etapa de "conquista" de la imagen, que convocó a toda la Familia de Schoenstatt de La Paz, se formuló un lema: "De tu mano Padre, unidos en la misión", se elaboró una oración que acompañó en este tiempo y se la rezó más de 3.000 veces, se editó en español la novena "Sí, Padre" y se la rezó unidos durante nueve semanas. Se colocaron varios creativos, coloridos y alegres "capitalarios" en el interior y exterior del Santuario, la juventud masculina organizó una caminata nocturna con la imagen de la MTA a hombros.

La Rama de Señoras, conquistó los oídos del Padre "que escuchan atentos el mundo de sus hijos, escuchan con soberano respeto y se interesan por lo pequeño y lo grande".

La juventud femenina conquistó sus manos "tiernas, solidarias, abiertas y amplias, acogedoras y firmes, manos que construyen Alianza".

El curso 37 de la Federación de Familias conquistó los pies del Padre: "pies de apóstol, misionero, caminante y mensajero de la Buena Nueva. Pies nunca cansados de abrir nuevos horizontes en miles de rutas, marcadas por la mano del Dios Creador". El curso 20 conquistó el corazón, "el corazón del Padre y Fundador que supo amar como María, en donde encontrar sintonía y descansa"...

La juventud masculina quiso conquistar la barba del Fundador, "que manifiesta sabiduría de padre, valentía de hombre que arriesgó la vida por los suyos". Los postulantes a la Federación quisieron hacer suyo el espíritu del Padre.

Llegada de la estatua al Santuario de Achumani

El viernes 29 de mayo a las 10,30 hs. llegó la estatua del Padre y Fundador, elaborada artística y pacientemente por Ramiro Luján, hijo del afamado escultor boliviano Emiliano Luján, quién esculpió la mayoría de los monumentos que adornan plazas y parques de Bolivia. Para lograr una imagen fiel, Ramiro dedicó muchas horas a mirar las fotos del libro "Todo un Padre" (del P. José Neuenhofer) y leer biografías del Fundador ya que "quería conocer a quién debía plasmar en una estatua". A tal punto llegó su deseo de acercarse al Padre Kentenich que la última noche, cuando ya su obra estaba concluida, soñó vívidamente con que él se le presentaba en el taller vestido de blanco, solicitándole que hiciera celebrar una Sta. Misa "cardenalicia".

La estatua fue recibida en Achumani entre lágrimas, cantos, flores y muchísima alegría por el grupo del Rosario, la Rama de Señoras y por los asesores que estaban de visita para tan bella ocasión: el P. Rafael Fernández y la Hna. Maria Angélica Infante.

Bendición de la estatua del Fundador

En una jornada de alegría que se inició a las 15:30 con oración, cantos y una inspirada cantata compuesta por Lucy Copaja y su esposo Daniel Jiménez, del curso 37 de la Federación, y luego de una celebración eucarística, la estatua del Padre Kentenich fue colocada en una pequeña placita muy cercana al Santuario, construida previamente para recibirlo. En la base de la misma se enterraron, en una vasija de barro, todos los símbolos de los aportes al Capital de Gracias que se hicieron durante este tiempo de conquista. ¡Muchas gracias por todos los aportes recibidos!

Bajo la dirección del P. Rafael la Familia unida rezó el "Compromiso con nuestro Padre y Fundador" que expresa el sincero deseo de seguir sus pasos, de imitar su entrega incondicional a la Divina Providencia, su amor y donación amorosa a la Iglesia y a la Familia de Schoenstatt. A buscar en todos y en todo la voluntad de Dios posponiendo los intereses personales mezquinos, dando un sí heroico y comprometido a la realización de su querer.

Ahora que concluyó una hermosa etapa, hay que iniciar la siguiente; hacer surgir desde Achumani y caminando con el Padre y con Maria, una corriente de amor y de alegría que infunda fuerzas a los demás, a la Iglesia en Bolivia, a los pobres, a los marginados, a los que están solos. Y, así "cada vez que pasemos junto a la estatua de nuestro Fundador y nos acerquemos a él, pedirle que nos enseñe a tendernos las manos, a sentirnos solidarios en la realización de las tareas que el Señor y la Mater nos entregaron a través de él".

El gran deseo de la Familia de Achumani es: "Que con nuestra conducta podamos dar testimonio de que somos verdaderos hijos tuyos y proclamar: ¡Sí, Padre! ¡Achumani está contigo!"

 


 

Zurück/Back: [Seitenanfang / Top] [letzte Seite / last page] [Homepage]
Impressum © 2009 Schönstatt-Bewegung in Deutschland, PressOffice Schönstatt, all rights reserved, Mail: Editor /Webmaster
Last Update: 19.06.2009