Nachrichten - News - Noticias
 published: 2009-06-26

Y todo queda como nuevo

Cincuenta años de Schoenstatt en Oberkirch –en un día radiante con el Arzobispo Dr. Robert Zollitsch y la compañía de muchos "hombres nuevos"

 

Das Goldene Jubiläum des Heiligtums in Oberkirch bündelt sich in der Überreichung des Sendungskreuzes

El jubileo de oro del Santuario de Oberkirch culmina en el envío, con el símbolo de la cruz misionera

The golden jubilee of the Shrine in Oberkirch climaxes with the mission – symbolized with a small wooden mission cross

Das Goldene Jubiläum des Heiligtums in Oberkirch bündelt sich in der Überreichung des Sendungskreuzes

 

Leiter der Bewegung im Erzbistum und Ehrengäste

Líderes del Movimiento en la arquidiocesis y invitados

Movement leaders of the archdiocese and special guests

Leiter der Bewegung im Erzbistum und Ehrengäste

 
Leiter der Bewegung im Erzbistum und Ehrengäste  

Recordando el festival de la Juventud 1992

Remembering the Youth Festival 1992

Erinnerungen an das Jugendfest 1992

 
Einzug mit dem Kreuz  

La juventud con la cruz

The youth with the cross

Einzug mit dem Kreuz

 
Heilige Messe im überfüllten Zelt  

Santa Misa en la carpa repleta

Holy Mass in the tent, filled to capacity

Heilige Messe im überfüllten Zelt

Fotos: M.K.Fischer © 2009

 
Erzbischof Dr. Robert Zollitsch mit den Gummi-Kapellele  

Mons. Robert Zollitsch con los caramenos de goma en forma del Santuario

Archbishop Dr Robert Zollitsch with the jelly chapels

Erzbischof Dr. Robert Zollitsch mit den Gummi-Kapellele

 
 

ALEMANIA, mkf. "Muchos tienen miedo de salir a la mar de la sociedad post-moderna, tienen miedo del torbellino que conlleva una vida secular o de las fluctuaciones que se experimentan cuando se vive en sociedad. ¿Qué pasa? ¿Será fe, fatiga o tal vez resignación lo que nos cohíbe? un mensaje diferente nos llega desde el santuario: estar atentos a la palabra y al llamado de Dios así como María y atrevernos a partir impulsados por el poder de nuestra fe", así dijo el Arzobispo Dr. Robert Zollitsch el 21 de junio durante la santa misa celebrando el jubileo de oro del santuario en Oberkirch. Al final se trata de unir todo, una pequeña cruz de madera y de envío, fiesta de la juventud y jubileo, celebración y partida: y todo queda como nuevo. Todo aquel que se deje regalar delante del santuario, al final de la fiesta se dejará también enviar: entonces, solo entonces, todo quedará como nuevo.

Mientras en el resto de Alemania llueve a cántaros, el verano se hace presente en Oberkirch con cielo azul y con un sol radiante durante todo el día. Mientras la vigilia de la juventud de la pasada noche llega a su final, los primeros invitados a la fiesta del jubileo comienzan a llegar, casi todos traen flores y las colocan alrededor del santuario jubilar el cual fue refaccionado para esta ocasión y luce su nueva fachada pintada de blanco. A medianoche y después de la celebración de Alianza de Amor de la juventud femenina, el cuadro de la MTA fue trasladado nuevamente al Santuario. La refacción externa del Santuario y de la casa es un símbolo de aquello que María quiere realizar en los corazones de todos los que vengan a visitarla, una señal de esto es que la fiesta del jubileo se celebra junto a la fiesta de la juventud y que la Nueva Ola de esta generación joven impregna la celebración del jubileo de oro, al decir esto no solo hablamos de las olas que hicieron los jóvenes al iniciar la fiesta… La carpa que fue construida para albergar a los visitantes estaba tan llena que por la tarde se necesitaron bancos y taburetes extra; la transmisión en vivo se pudo observar en la capilla de la casa, la capilla de la plaza y desde lugares privilegiados como las terrazas con césped hasta las plantaciones de vino en la montaña, y todos pudieron participar de la celebración eucarística. Una fiesta maravillosa con mucha gente, muchos encuentros y muchas novedades. "Así como en las bodas de Caná, María se preocupó de que no faltase el vino, así también se preocupa Ella como Madre, de que la fuerza del Espíritu Santo no nos abandone y de que nuestra iglesia permanezca joven y viva", así calificó el arzobispo Zollitsch la vivencia de esta fiesta en la cual participaron más de 2000 personas, juventud, iglesia viva, cristianos decididos a ser cristianos, alegres de partir, un "update" para los hombres nuevos en este tiempo nuevo.

Simplemente un lugar hermoso

"Yo también estuve en Oberkirch el 21 de junio del 2009", escribió Bernd Pöhlmann de la ciudad de Assamstadt. "Fue una experiencia maravillosa que me gustó mucho, el movimiento de Schoenstatt es algo estupendo de verdad. Inclusive pude saludar personalmente al arzobispo, el Dr. Robert Zollitsch. Oberkirch es simplemente un lugar hermoso. La fiesta quedo buena y ni que decir de la organización, muy buena. La música de la banda también me gustó mucho" Este fue uno de los tantos mensajes espontáneos que llegaron después del festejo que comenzó por la mañana con una fiesta muy colorida.

Bernhard Maas y la hermana M. Vernita Weiß dirigieron el programa. Basados en recuerdos y vivencias de los testigos que son parte de esta historia, se presentó un poco de la historia del santuario y del centro de Schoenstatt en Oberkirch acompañados por música e imágenes de aquellos tiempos. Naturalmente la presentación comenzó con impresiones de la fiesta de la juventud 2009 para después recordar la fiesta de la juventud 1993: Marieluise Gerber, Gertraud Wackerbauer y Raimund Stockinger parte del equipo de ese entonces, cuentan cómo arden sus corazones hasta el día de hoy, mientras ellos recuerdan ese día y el motivo del camino de Emaús: ¿acaso no se encienden ahora también nuestros corazones?... El padre Heinrich Walter que ahora es el Superior General de los Padres de Schoenstatt y Presidente del Directorio era en aquel entonces el motor de la fiesta de la juventud; en su saludo dijo que se alegraba de que el cuadro grande con la escena de Emaús, siga colgado en la casa recordando la corriente de corazones encendidos. Corazones encendidos se entiende como la parte interior de la expresión "Y todo queda como nuevo"; ambas cosas fueron desde sus inicios parte del proceso de vida en Schoenstatt.

Los esposos Stockinger se casaron el día de la fiesta de inauguración del Santuario –y con la canción Rock around the clock dieron un toque especial al turbulento año 1959. En aquel entonces todo se sometía a cambios, la iglesia se preparaba para el Concilio y Schoenstatt ya estaba en medio de este proceso de cambio. El exilio del fundador expuso Schoenstatt a la vergüenza pública. Hoy la situación es diferente, los obispos observan Schoenstatt benévolos y expectantes. Tres generaciones en Schoenstatt, una familia: Rudolf Gerber uno de los jóvenes que colocó la tubería de agua para el santuario, Veronika Holzki (Gerber de soltera) con su esposo Thomas cuya hija menor fue bautizada en el santuario de Oberkirch y Michael Gerber (por video, desde Chile donde actualmente trabaja) dieron testimonio del significado que el santuario tiene para ellos. A la hija mayor le gusta mucho visitar el santuario, por el parque infantil, por las canciones lindas en el santuario y también porque las hermanas siempre le invitan caramelos de goma.

Hablando de caramelos, a partir de ahora solo existen los caramelos en forma de capillita… Al arzobispo también le gustaron y tal vez pronto irrumpa la quinta corriente mundial (las otras cuatro del Mensaje de la Conferencia 2014), la corriente de las capillitas de goma…

Otros testimonios breves y concisos - de proyectos apostólicos, de compromiso político y simplemente del hecho de que este santuario nos hace bien.

Compartiendo

El año 1967 no es solo el año de la onda Hippie, de las flores, de la película Easy Rider o del primer aterrizaje sobre la luna, sino también el año que el P. Kentenich visitó Oberkirch. Extractos de una película hacen revivir aquellos momentos, mientras el rector Dr. Rainer Birkenmaier expone al Padre Kentenich como el centro, en torno al cual ocurren los procesos de la vida real: para que todo quede como nuevo.

La edificación de una columna con la estatua de María en el año 1983 como símbolo de la misión de Occidente, símbolo (como lo dijo el P. Kentenich) "para enseñar a los hombres el camino hacia Dios sin que se alejen por causa de las cosas que a diario los ocupa", más tarde el arzobispo también habló de esto en su prédica. Símbolo también de la misión de Europa en la coexistencia de movimientos "en y para Europa" que también ha llegado al campo de visión de Schoenstatt. La Sra. Drochner del movimiento de los Focolares de Heidelberg explicó brevemente el génesis de esa coexistencia. El Padre Lothar Penners de Stuttgart dijo que Europa necesita lugares de esperanza, de educación y de solidaridad.

¡Y llegó el momento de cantar la canción que todo lo resume! Wilfried Röhrig junto a muchos niños subieron al escenario y dieron vida a la sala con la canción de la alianza de amor: mirarse mutuamente, confiar el uno al otro... El arzobispo y los niños soplaron hábilmente las 50 velas de la torta de cumpleaños. Luego se fueron los niños al santuario para el ángelus… La plataforma elevadora con la que se podía subir hasta la altura de los ojos de la estatua María y casi flotar por sobre el santuario, fue la atracción principal al mediodía, también el arzobispo Zollitsch lo hizo con ayuda de Stefan Huber.

El Santuario vino hacia nosotros

Con la cruz a la que noche antes se pegaron las manitos escritas con aquello que quieren hacer para que todo quede como nuevo caminaron hacia la carpa, los jóvenes junto a los sacerdotes al inició de la santa misa. Las bandas de música: 1+1=11 de Wurzburgo y Stadtkapelle de Oberkirch, quienes dieron un concierto en la carpa durante el mediodía, acompañaron musicalmente la eucaristía. El Santuario vino hacia nosotros: el arzobispo Zollitsch explicó la peregrinación de los símbolos del santuario por la diócesis durante en tiempo que duró la refacción, como un signo de búsqueda de atención pastoral, en el sentido del carisma Schönstatt. Este también sería un mensaje para cada schoenstattiano, el preocuparse de que el santuario llegue a los hombres.

La Alianza de Amor de la que vivimos y la que nos da fuerzas, nos hace repetir junto al apóstol Pablo sus palabras: "El amor de Cristo nos apremia, nos impulsa". Sí, ser cristiano significa: ¡llevar el amor de Cristo a los hombres y así renovar el mundo! "Una y otra vez me doy cuenta del gran tesoro que se nos regala en Schoenstatt a través de la Alianza de Amor con la Mater" dijo el arzobispo Robert Zollitsch en su discurso. "A través de nuestra fe y en unión con Dios, en unión con nuestra Madre nos sentimos llamados de una manera muy personal, ahí encontramos la fuerza y la confianza para seguir. Teniendo en cuenta las distintas confesiones y las diferentes religiones, que todo lo relativizan, debemos darnos cuenta de que nuestra vida es resultado de nuestra experiencia personal propia y de que Dios mismo está siempre a nuestro lado. Esto nos brinda apoyo y orientación, nos ayuda a permanecer fieles al camino de nuestra fe, sin menospreciar a nadie, pero también sin estar inseguros al punto de tener que abandonar nuestras creencias: ¡porque todo lo que hemos experimentado a través de la Alianza de Amor, no nos lo puede quitar nadie!" Durante las peticiones, el arzobispo formuló la pregunta: "¿No podríamos como movimiento de Schoenstatt ser el "corazón de la Iglesia" desde nuestra Arquidiócesis de Friburgo?"

Sí, así lo quieren. Y todos juntos se dirigen al santuario; recién desde las alturas se puede percibir la cantidad de personas que están por debajo los árboles y alrededor del santuario. Después de renovar su Alianza toman su cruz de envío… "¡Y todo queda como nuevo!"

Traducción: Gilka Aranibar, Bolivia

Eine große Familie um das Jubiläumsheiligtum

La família en torno del Santuario Jubilar

The family gathered around the Jubilee Shrine

Eine große Familie um das Jubiläumsheiligtum

Fotos: Thomas Macherauch © 2009

Álbum de fotos – photo album – Fotoalbum

 


 

Zurück/Back: [Seitenanfang / Top] [letzte Seite / last page] [Homepage]
Impressum © 2009 Schönstatt-Bewegung in Deutschland, PressOffice Schönstatt, all rights reserved, Mail: Editor /Webmaster
Last Update: 11.08.2009