Schönstatt - Begegnungen

Miles y miles de personas - unidas en la Alianza de Amor

Celebración del día de Alianza y del día de santo del Padre Kentenich en Schoenstatt

Covenant celebration on March 18: Fr. Michael Schapfel emphasized the international unity in the Covenant of Love.
Bündnisfeier am 18. März: Pfr. Michael Schapfel betonte die internationale Verbundenheit im Liebesbündnis.
A flag from Nazareth - reminding of the Schoenstatt members there and in several places of the Middle East.
Eine Fahne aus Nazareth - Erinnerung an die Schönstätter dort und in vielen Orten des Nahen Ostens.
Professional Women from Northern Germany provided songs and music.
Die Berufstätigen Frauen des Nordkreises hatten die musikalische Gestaltung übernommen.
A Marian Schoenstatt song from Ecuador, sung with excitement and love.
Mit Liebe und Begeisterung: ein Schönstatt-Marienlied aus Ecuador
Many visited the tomb of Father Kentenich on the eve of his nameday.
Viele Besucher am Grab Pater Kentenichs, am Vorabend seines Namenstages.
Fotos: POS, Brehm © 2002
By the fire: young people from Chile and Ecuador singing with contagious joy!
Am Feuer: junge Leute aus Ecuador sangen ansteckend frohe Lieder
Festive Mass on March 19, feast of St. Joseph: Brother Jacob Boos (front), Fr. Koch, Msgr. Zimmerer, Fr. Strada (l to r)
Festmesse am 19. März, Fest des hl. Josef: Bruder Jacob Boos (vorne), P. Koch, Msgr. Zimmerer, P. Strada (v.l.n.r.)
Alba y José Brown from Asunción, Paraguay, of the founder generation of the Federation of Families: José celebrating his nameday with Fr. Kentenich, in Schoenstatt!
Alba und José Brown aus Asunción, Paraguay, aus der Gründergeneration des Familienbundes: José feierte mit Pater Kentenich in Schönstatt seinen Namenstag.
Latin American moment: Gabriele Sudermann (recently back from Quito, Ecuador), Alba Deckermann de Brown, Sister Luz María (Chile), José Brown, P. Ángel Strada (Argentina).
Lateinamerikanischer Augemblick: Gabriele Sudermann (gerade zurück aus Quito, Ecuador), Alba Deckermann de Brown, Schw. Luz María (Chile), José Brown, P. Ángel Strada (Argentinien).
Congratulants at the end of the day, representing all who would have wanted to be personally present at the tomb of Father Kentenich on this day.
"Krönender Abschluss" des Festtages - Glückwunsch in Vertretung all derer, die an diesem Tag gerne persönlich am Grab Pater Kentenichs gewesen wären.
Flowers, pictures, letters, rosaries... signs of confidence and trust in Father Kentenich's intercession, signs of gratitude and commitment to the mission.
Blumen, Bilder, Briefe, Rosenkränze... Zeichen des Vertrauens auf Pater Kentenichs Fürbitte, Zeichen der Dankbarkeit und des Mitgehens
Fotos: POS, Fischer © 2002

SCHOENSTATT, mkf. En la víspera del día de santo del Padre José Kentenich, se celebró el día de Alianza en Schoenstatt, marcada por una gran unidad familiar internacional. Las celebraciones continuaron el 19 de marzo, día de San José y día de santo del Padre Fundador, con una Misa festiva en la Iglesia de la Adoración. El día terminó en Schoenstatt con una hora en familia junto a la tumba del Padre, donde algunas Profesionales jóvenes que estaban de retiro le agradecieron al Padre Kentenich por ser el Padre de una gran Familia y por tantas personas que, como aliados de este Padre, día a día se comprometen con su misión paternal y profética.

El día 18 comenzó con un sol espectacular y un clima realmente primaveral, y con algunas flores adicionales en el Santuario Original y la tumba del Padre.

Las Madres de la diócesis de Paderborn y Profesionales jóvenes de diversas diócesis del norte de Alemania fueron llegando a lo largo del día para participar de los retiros que comienzan esta noche. Chicas de Ecuador, Texas y Chile, de visita en Schoenstatt por unos meses, disfrutaron su primer día de Alianza aquí! A las 19.30 hs, como llovía torrencialmente, todas ellas unidas a la Familia de Schoenstatt local, se congregaron en la Iglesia de la Adoración para renovar la Alianza. El Padre Schapfel (del Instituto de Sacerdotes Diocesanos) mencionó que las banderas de los países que podían verse allí recordaban a todos aquellos que están unidos a nosotros en la Alianza de Amor.

"Cientos de miles de personas de todas partes del mundo han 'tocado' espiritualmente el Santuario Original hoy..."

Dijo también que vale la pena meditar que hoy miles y miles de personas ya han "tocado" espiritualmente el Santuario Original, y que muchos miles más lo seguirán haciendo a lo largo del día, desde polos opuestos de la tierra. Cientos de miles de personas de todas partes del mundo se unirán especialmente a nosotros hoy, en la víspera del día de santo del Padre Kentenich, junto a su tumba. Y, a su vez, él estará unido a ellos, donde sea que se encuentren. Señaló especialmente la bandera de Nazaret junto al cuadro de la MTA, bandera del pueblo natal de San José y de Jesús, que nos evoca la violencia que sigue azotando a Tierra Santa, donde muchos schoenstattianos encontrarán consuelo en la Alianza de Amor.

"Nos regalas al mundo para que encendamos luces de esperanza, de amor, de alegría, de respeto..."

Las Profesionales estaban a cargo de los cantos: sus bongoes, flautas y guitarras crearon una atmósfera alegre y animada. "Tú me ves, tú me amas, tú me necesitas" - el leitmotiv en los textos de introducción fue el amor infinitamente misericordioso y tierno de Dios Padre. Mientras se encendía la luz de Alianza, seguida de velas más pequeñas, se escuchó la siguiente meditación: 

Padre, deseas que experimentemos tu amor; por eso nos diste a María... Nos diste a nuestro Padre... Nos diste unos a otros - y nos regalas al mundo para que encendamos luces de esperanza, de amor, de alegría, de respeto. Por eso queremos ser la sonrisa del Padre para aquellos a quienes no puedes sonreírles ya... la mano del Padre que conduce a quienes se sienten inseguros... la voz del Padre que clama allí donde la gente es herida, olvidada, amenazada y maltratada. El amor es más fuerte - el amor nos une en la Alianza de Amor a todos los pueblos y seres humanos: los nacidos y los no nacidos, los sanos y los enfermos, los lisiados, los cercanos y los lejanos".

El Padre Schapfel retomó esta motivación en su prédica resaltando que la renovación de la Alianza en el tiempo de Cuaresma debe ser un paso decisivo hacia el gozo pascual. Cuando renovamos la Alianza de Amor, dijo él, le damos nuestro Sí a Jesús, que nos invita a seguirlo al Gólgota. Pero allí, al pie de la cruz, nos recibirá María. En la víspera de su santo, nos unimos hoy también de modo especial al Padre Kentenich y a todos aquellos que han sellado la Alianza de Amor, pero especialmente a los que están en países que sufren guerras y crisis. Recordó particularmente a Tierra Santa y Argentina; nos unimos a los más débiles, los bebes sin nacer.

Una alianza amplia, abierta, internacional

"En este momento, incorporamos en nuestra Alianza de Amor, en esta Alianza amplia, abierta, internacional, a aquellos que están sentados a nuestra derecha y a nuestra izquierda, adelante y detrás nuestro; y a todos aquellos a quienes ahora queremos hacer presentes aquí. Queremos conducirlos a todos ellos hacia el amor del Padre, porque el amor es más fuerte".

Precedidos por una letanía muy concreta y emotiva, centrada en "el amor es más fuerte", se invitó a todos a depositar sus aportes al Capital de gracias; mientras los escribían en hojitas de papel, Carmen, de Ecuador, cantó: "Madre, sí". A continuación, unidos a todos ustedes y a todos los que hoy renuevan su Alianza, a todos los que participan de la corriente de vida y de gracia del Santuario, rezamos: "Oh Señora mía, oh Madre mía...".

Al son de "Protéjanos tu manto" cantado en todos los idiomas, nos dirigimos en procesión hacia el fogón. Como había dejado de llover, se encendió el fuego, donde fueron arrojados los papelitos con los aportes al Capital de gracias... Se entonaron canciones en honor al día de santo del Padre Kentenich: primero las Profesionales cantaron el "Canto al Profeta", luego las jóvenes sudamericanas "En nuestra llameante bandera", por último, ambos grupos juntos: Grande es el cariño (Canto a Dios Padre) en español y alemán!

San José - Un hombre de confianza

El día 19, por la mañana, se celebró una Misa festiva en la Iglesia de la Adoración, concelebrada por Monseñor Zimmerer, Director General de las Hermanas de María y celebrante principal, el Padre Ángel Strada, el Padre Siegfried Koch y el Padre Barmettler. El coro de las Hermanas de María entonó canciones festivas - siendo ellas también parte mayoritaria de las personas que concurrieron a esta Misa ya que, al ser día laboral, muchos otros se vieron impedidos de asistir. Las 15 participantes del Retiro de las Profesionales, las jóvenes de Sudamérica, un matrimonio de Paraguay y algunos schoenstattianos pertenecientes a Institutos y Federaciones le aportaron "color" a la concurrencia. Monseñor Zimmerer, en su prédica, se refirió a San José como un hombre de confianza - un hombre en quien María pudo confiar y encomendarse ella y su hijo. En forma similar, el Padre Kentenich fue un hombre de confianza, en quien la gente pudo y puede confiar y encomendarse ellos y sus seres queridos. Monseñor Zimmerer felicitó calurosamente a todos los presentes y a todos aquellos que en este día celebran su santo.

Celebrando con el Padre Kentenich

Uno de ellos se encontraba presente – José Brown de Asunción, Paraguay, quien no sólo celebró este día, en Schoenstatt, sus 50 años sino también, junto con el Padre Kentenich, su día de santo. El y su esposa, Alba Deckermann de Brown, pertenecen a la generación fundadora de la Federación de Familias en Paraguay, como miembros del primer curso. Trajeron junto con ellos todo el trabajo y compromiso de las familias y de la Campaña del Rosario de la Virgen Peregrina de Schoenstatt. Al terminar la Misa, unas pocas palabras pronunciadas en español al pedirles una foto atrajeron inmediatamente a las chicas de Chile y Ecuador, al Padre Ángel Strada, brindándole también la oportunidad a una de las Profesionales, que estuvo recientemente estudiando español en Ecuador, de poner a prueba por primera vez sus conocimientos - con gran éxito!

Al final del día, a las 21 hs., la tumba del Padre fue "invadida" porlos últimos participantes de la fiesta: las Profesionales de Alemania y Ecuador vinieron a celebrar con el Padre Kentenich su día de santo y a agradecerle por ser el Padre de una gran Familia y por tantas personas que, como aliados de este Padre, día a día se comprometen con su misión paternal y profética. Depositando una rosa junto a él, cada una de ellas le agradeció especialmente por haberla ayudado a experimentarse como hija predilecta de Dios Padre. Luego cada una ofreció una rosa por aquellas personas que querían hacer presente especialmente allí para ser tocadas por el amor de Dios Padre en ese preciso momento, encomendándoselas al Padre Kentenich y a la Madre y Reina de Schoenstatt: familiares, amigos, compañeros de trabajo, un chiquito que lucha contra el cáncer, una chiquita con leucemia, la Familia de Schoenstatt en Tierra Santa, Zimbabwe, Colombia, Argentina y Sudáfrica, que atraviesan momentos difíciles, y todos aquellos que en este día han peregrinado espiritualmente a la tumba del Padre o han acudido al Padre Kentenich con amor, gratitud y confianza – esos cientos y cientos de personas a quienes María y el Padre Kentenich, reflejando el amor de Dios, han cobijado en sus corazones abiertos de par en par.



Zurück/Back: [Seitenanfang / Top] [letzte Seite / last page] [Homepage]

Last Update: 25.03.2002 13:52 Mail: Editor /Webmaster
© 2001 Schönstatt-Bewegung in Deutschland, PressOffice Schönstatt, hbre, All rights reserved